Hariduva: La harina que da la pelea contra la hipertensión y la diabetes

Romina Urzúa Zapata tiene 29 años, y a su edad ya tiene su propio emprendimiento, Hariduva. Cuando cursaba la carrera de nutrición y dietética en la Universidad Católica de la Santísima Concepción, se comenzó a interesar sobre los productos naturales y cómo estos incidían en la salud de las personas.

Una vez que comenzó a trabajar como nutricionista en el sector público, este interés se manifestó con más fuerza. “Ahí pude dimensionar la necesidad de los enfermos por especificaciones en cuanto a lo que consumen, ya que lamentablemente en el último tiempo se han incrementado las enfermedades crónicas vinculadas a la alimentación, ejemplo de esto es la diabetes y la hipertensión”.

fullsizerender-2

Romina Urzúa, junto a los productos de su emprendimiento.

Tomando esta necesidad como base de su idea, rápidamente comenzó a investigar sobre alternativas de medicina natural que ayudaran a controlar ciertas enfermedades. “Averigüé y me di cuenta de que Chile es un país productor de uva y que este fruto no se utiliza normalmente en la cocina. Comenzamos los estudios, y arrojaron como resultado que el bagazo de la uva -el hollejo y la pepa- son altos en antioxidantes y fibra, sustancias muy beneficiosas, pues disminuyen la presión arterial, la glicemia en ayunas, la resistencia a la insulina, protege del daño oxidativo en el plasma y en los tejidos y ayudan a prevenir el cáncer, entre otras cosas ”, explica Romina.

El producto escogido: harina de bagazo de uva, un ingrediente que le permitió a la nutricionista comenzar el camino de su proyecto, que partió con la postulación al Programa Regional de Apoyo al Emprendimiento, PRAE, de Corfo. “Tuvimos la idea y nos aferramos de ella hasta el último momento. Hicimos las averiguaciones y quedaban dos semanas para la postulación, no teníamos nada seguro, pero hicimos el intento y afortunadamente quedamos”.

Romina relata que no fue un proceso fácil, sobre todo, porque coincidió con su embarazo y el de su hermana, quien también era parte del principal del proyecto junto a su cuñado. “La espera fue un poco tediosa, porque tuvimos que hacer las cosas muy rápido y luego esperar bastante, pero nunca nos dimos por vencidos. Las dos con mi hermana estábamos gorditas, pero eso no fue impedimento para completar nuestro proyecto y al final defenderlo”.

En la actualidad, y con su emprendimiento ya consolidado, Romina rescata el apoyo y orientación que le brindó la incubadora. Con respecto a esto, Beatriz Millán, Directora Ejecutiva de IncubaUdec, dice que su labor es justamente, ofrecer servicios que se orienten a definir los proyectos. “Cuando apoyamos a los emprendedores desde la etapa de desarrollo de la idea de proyecto hasta que la materializan, apuntamos a identificar si efectivamente hay un cliente dispuesto a adquirir su producto o servicio, y junto con ello, cuál sería la propuesta de valor que más le conviene a la nueva empresa”.

En este mismo sentido, Romina recalca que lo mejor de materializar su emprendimiento es ser su propia jefa. “La empresa propia te garantiza cierta independencia, de hecho mi idea siempre fue poder lograr esto, posicionarlo, y quién sabe, más adelante poder salir de Chile y seguir manteniendo mi libertad”.

Ejemplo de preparaciones de tipo panadería que se pueden hacer con Hariduva.

Ejemplo de preparaciones de tipo panadería que se pueden hacer con Hariduva.

Hariduva es un producto con grandes propiedades nutricionales, que puede ser usado como ingrediente para la preparación de alimentos funcionales, tales como de panadería o como aditivo en la preparación de alimentos lácteos, por lo que se puede encontrar propiamente como harina, y en sus derivados; queque, pan, alfajores, galletas, etc. Todos productos sin sellos de advertencia de la ley de etiquetado, pues son aptos para diabéticos, hipertensos y celíacos.